134- La prostitución en las calles de Nairobi | KENIA.

En Nairobi había dos ciudades, o tres, o cuatro. Primero conocí la ciudad de calles habituales donde los turistas buscaban un souvenir de su aventura africana antes del toque de queda, antes que la puesta de sol dejara las calles comerciales en poder de las bandas de niños zombies, esos pequeños esnifadores de pegamento. Luego conocí la ciudad de calles que estaban más allá del River Market, donde los prostíbulos permanecían abiertos las 24 horas y juguetear con el sexo era como ir al casino: casi seguro saldrías perdiendo. Y no era una cuestión de bolsillos vacíos, allí un polvo sólo cuesta la voluntad.

Pero el problema, el gran problema, surgía cuando te dabas cuenta cuenta de la edad de la prostitución africana: en el Modern Green tenían quince, dieciocho, veintitrés, como mucho veinticinco. Las mayores ya habían muerto de sida.

La historia completa está en el libro Por el Mal Camino.

Esa es la historia que hay detrás de la fotografía de las calles de Nairobi. Y fue con una cámara desechable… El texto es un extracto de ‘El Libro de la Independencia’, dice:

Y comprendí el espanto del vagabundo que vive obligado en la calle. Incrédulo, evitado, despilfarrado, un Don Nadie consciente de haber sido despedido de una sociedad anónima. Acosado por la policía. Evitado por la gente. Sin indemnización ni derecho a subsidios. Alrededor hay hombres con prisa por acabar un día que todavía no comienza, niños que se arrastran desganados a la escuela, mujeres que vomitan para verse mejor, flores de plástico sobre las mesas.

Para ver más fotografías dispara aquí.

••••

Consigue los libros de Pablo Rey con las historias de más de 15 años viviendo en la ruta, en la librería Altaïr, en Amazon.com y en Kindle.

Viaja con nosotros cada día en Instagram, Facebook y YouTube @viajeros4x4x4

 

Pablo Rey (Buenos Aires) y Anna Callau (Barcelona) viajan por el mundo desde el año 2000 en una furgoneta Mitsubishi Delica L300 4×4 llamada La Cucaracha. En estos años veinte años de movimiento constante consiguieron un máster en el arte de sobrevivir y resolver problemas (policías corruptos y roturas de motor en el Sáhara, por ejemplo) en lugares lejanos.

Durante tres años recorrieron Oriente Próximo y África, de El Cairo a Ciudad del Cabo; estuvieron 7 años por toda Sudamérica y otros 7 años explorando casi cada rincón de América Central y Norteamérica. En el camino cruzaron el Océano Atlántico Sur en un barco de pesca, descendieron un río del Amazonas en una balsa de troncos y caminaron entre leones y elefantes armados con un cuchillo suizo.

En los últimos años comenzaron a viajar a pie (Pirineos entre el Mediterráneo y el Océano Atlántico, 2 meses) y en motocicleta (Asia) con el menor equipaje posible. Participan en ferias del libro y de viaje de todo el mundo, y dan charlas y conferencias en escuelas, universidades, museos y centros culturales. Pablo ha escrito tres libros en castellano (uno ya se consigue en inglés) y muchas historias para revistas de viaje y todo terreno como Overland Journal (Estados Unidos) y Lonely Planet (España).

¿Cuándo terminará el viaje? El viaje no termina, el viaje es la vida.

Do NOT follow this link or you will be banned from the site!